sábado, 17 de diciembre de 2016

Entrevista con el vampiro II

  Rita cada vez lucía más joven y vital, en contrapartida, yo me sentía cada vez peor. Y perdiendo de alguna manera a mi familia.

  Estaban llegando nuestras vacaciones.Para nosotros era el momento de encuentro sin las presiones laborales. Yo sentía que no podía enfrentar siquiera el período de licencia, pues me sentía agotada, vieja, desgastada...y lo peor no encontraba una causa. 

  Las visitas de Rita se habían espaciado en el tiempo y yo me sentía mejor, pero el dolor de mi espalda continuaba allí. Por esos días , un compañero de trabajo me presentó a alguien que me recetó una fórmula que contenía una rara flor para mi (Garlic). Me quedé sorprendida,pues luego de unos pocos días comencé a recuperarme.
Me sentí segura de mi misma y de lo que sentía. Así fue que un día cuando Rita llamó no la atendí, me dejó un  mensaje telefónico diciendo que nos veríamos en casa en un rato . Tomé a mis hijos y nos fuimos a un parque lejano, cuestión de que no nos encontrara.

  Empecé  a sentirme plena otra vez, en una semana ya casi me había olvidado del tema de mi espalda y los dolores de cabeza habían desaparecido. 

  Un día al volver de  mi trabajo, mi esposo ya estaba en casa. Me pareció raro. Quería hablar de Rita. Había ido a verlo a su  trabajo, estaba muy angustiada, pues había creído encontrar una familia y de pronto yo, le había cerrado las puertas. Se mostró débil , triste y muy apesadumbrada. Dejó entrever que no se sentía bien, y que a sus años no era raro tuviera alguna nana, por ello desde allí se iba al médico...

Continuará.

www.evelynjeanette.com


  

No hay comentarios:

Publicar un comentario